The Global Business Services Report

Elena González | Jul 2018

A continuación les ofrecemos un artículo firmado por la Directora de Livingstone Elena González, sobre facilities management en España, extraído del informe de Livingstone “The Global Business Services Report”, que ofrece la actualidad y tendencias del sector Servicios en el mundo. Puede consultar aquí el informe completo producido, en inglés, en formato digital.

 

PREPARADOS, LISTOS, ESPEREN
Problemas estructurales ralentizan las compañías españolas de facilities management, por ahora.

La economía española de facilities management (FM) sigue creciendo de manera firme, y varios proveedores de servicios españoles están desarrollando sus operaciones en todo el mundo. Al Sur de los Pirineos, una serie de barreras regulatorias han influido en el crecimiento del sector cosa que no ha sucedido en el norte de Europa, pero esta tendencia está a punto de cambiar.

En la superficie, el progreso avanza. Los grupos de facility services integrados están preparados para ofrecer una amplia variedad de servicios, pero aún no han convencido a sus clientes para que los contraten y paguen por ellos. Otros factores como la falta de flexibilidad en el mercado laboral, con decenas de convenios colectivos diferentes para el mismo sector, así como la falta de movilidad de empleados con múltiples habilidades en las distintas áreas de servicio, y una preocupación desmesurada por la reducción de costes a corto plazo, han mantenido el precio como el principal diferenciador.

El Reino Unido, Dinamarca y los Países Bajos han sido países pioneros con el desarrollo de modelos de colaboración pública/privada, que han brindado infinidad de oportunidades a compañías del sector. Mientras tanto, en Francia, Alemania e Irlanda las entidades reguladoras han dado a los empresarios mayor margen de maniobra con aquellos servicios que podían ser negociados, ofreciendo igualmente mayores oportunidades a los gestores de inmuebles y facility managers.

Pero en España no.

En España, el sector permanece fragmentado y dominado por compañías pequeñas que no siempre están bien gestionadas. Por otra parte, en algunos sectores, la reducción de costes sigue siendo un objetivo prioritario para muchos gestores de inmuebles, sobre todo en el sector público. Por consiguiente, muchos siguen teniendo escaso interés por el mantenimiento de edificios a largo plazo, o por las ganancias de eficiencia a largo plazo que serían generadas en el marco de un plan de FM integrado. En lugar de centrarse en las ventajas de FM apostando por el mantenimiento sostenible, los compradores de servicios se obstinan en centrarse en el precio.

Sin embargo, es posible que se produzca una aceleración en el mercado:

  • Un creciente número de grupos inmobiliarios tales como CBRE o JLL comprometidos con la oferta de servicios de facilities. Mientras que en otras regiones de Europa esta oferta se ha incorporado internamente mediante la adquisición de operadores de servicios de facilities (como las recientes compras de Johnson Controls y Norland Managed Services por parte de CBRE, y de Integral por parte de JLL en el Reino Unido), en España estos grupos son gestores de facility de “marca blanca” que buscarán contratistas sacando a subasta los diferentes servicios para conseguir el mejor precio.
  • La aparición en España de nuevos especialistas y servicios en relación con el cumplimiento normativo. En este sector, la seguridad, la ocupación, las certificaciones y las inspecciones de los edificios se vuelven cada vez más estrictas. A medida que las normas de calidad del aire, eficiencia energética y prevención de incendios se vuelven más exigentes, los servicios de cumplimiento normativo se convertirán en una especialidad cada vez más importante.
  • La creciente internacionalización de los proveedores, debida en parte a la demanda de algunos grupos multinacionales de una oferta integrada y estándar para todas sus instalaciones, a ser posible por parte de un proveedor de servicios integrados. Si bien las estrategias emprendidas por muchos grupos para ofrecer servicios a escala mundial han funcionado mediante crecimiento orgánico o alianzas, lo cierto es que las adquisiciones transfronterizas han jugado un papel importante en la internacionalización de los proveedores de FM, porque les han ayudado a captar nuevos clientes, a la vez que consiguieron conocimiento y cuota de mercado.

Hasta ahora, el FM no ha generado grandes retornos para los inversores en España. Con la excepción de algunos movimientos de consolidación dentro del sector, los inversores financieros y los fondos de private equity han hecho pocas operaciones. No obstante, cabe destacar la venta de filiales de compañías afectadas por reestructuraciones, tales como las compras de Imtech y de Spie Technical Services (ahora Atrian).

A corto plazo, esperamos que las transacciones sigan siendo impulsadas por el deseo de reducir costes u ofrecer un conjunto de servicios más integrado. Es probable que varios compradores estratégicos se especialicen en nuevas áreas tales como cumplimiento normativo, modelos de información de edificios (BIM), o gestión de una creciente base de viviendas vacacionales o vacías. Al mismo tiempo, algunos propietarios de empresas de servicios intentarán descartar aquellos servicios que no hayan generado los resultados esperados.

 

 

Facebooktwitterlinkedinmail

Noticias

Informe Sectorial. Facility Services España

En este informe se analiza el sector de Facility Management (FM), sus tendencias, evolución y estructura de mercado, así como...
Publicaciones
Jun 2018